NO CREO QUE RAJOY SEA DIOS

Pues no creo que Rajoy sea Dios, de ninguna manera. Lo digo porque, tal y como va y viene la politica  nacional, no se habla más que de él, como si no hubiera otros que no  puedan hacer o gobernar en España, por lo menos , tan bien como él.  Todo gira en torno de él, elecciones y no elecciones. La  realidad  es que en España la politica parece morder el alma de los españoles. Y si no es Rajoy el que  ha de gobernar, de nadie más se habla. Y desde luego, desde la parte baja de la sociedad española, la  anciana, la jubilada, la que anda--andamos-- a la  cuarta pregunta, no nos parece que sea Rajoy  el que nos venga a dar de comer mañana. Más bien , visto lo visto hasta ahora nos va a poner las peras a cuarto, eso sí, mientras  salva de las bancarrotas a algunos bancos.

 Que el Pepé ha sido el partido más votado, lo dicen  con cierto regocijo. Y muy bien, pues que gobierne, en minoría, que puede hacerlo y que se deje de acusaciones a los socialistas, a los que quiere, por lo que parece, que le saquen las castañas del fuego y, además, se avengan a sus caprichos y, por lo  tanto, el PSOE, pierda su razón  de ser  para pasar a ser la razón   rajoyana de hacer y deshacer a su voluntad lo que, como cuando tenía mayoría absoluta, hacia y deshacia  hasta el sarcasmo y el risa  de los que nada podían ante el rodillo pepeístico.

En resumen, a Rajoy le ha dicho el PSOE que no, que no la va apoyar para que siga gobernando mal, recortando beneficios a la clase trabajadora; aumentando impuestos y en fín, como tengo el ordenador peor que  el mismo gobierno rajoyano, no sigo, ya se verá lo que haya de venir. Eso sí, digo que está bien que haya alguien que le diga al señor Rajoy que NO, que NO es que NO, y que se arregle.
Y eso mismo le digo,


NO CREO QUE RAJOY SEA DIOS

SOCIAL--REPUBLICANO

El futuro... Hay quien teme que Podemos se coma a IU 
   Por cierto,  uno---que forma parte de muchos miles de unos más--- está hasta la coronilla de oír hablar de política. De  leer y escuchar a analista hacer cábalas, encuestas, análisis, valoraciones y computaciones. Y, lo que es peor, es que todas dan  ganador al  Pepé de Rajoy, el líder menos valorado, pero el más votado. Desde luego, viendo lo que se ve, y padeciendo lo que se padece  por el Paro y la Corrupción  que en España es---visto uno y otros desde la imparcialidad  más honesta-- sino alentado por el Pepé, sí devenido de este Partido, donde Rajoy, antes  de  la pasada legislatura decía uno y, cuando accedió a la presidencia del Gobierno, hizo otro. Predicar no es dar trigo. Y como  Rajoy predica más que nadie  pero, en los resultados, los logros son muy distintos de los prometidos , extraña que puada ser el más votado la próxima  vez, que es dentro ya de pocas fechas. Desde luego, que le voten  los suyos, es comprensible; pero que le voten los que han visto recortados sus ingresos, ya como trabajadores, ya como jubilados o pensionista, ya es para tirarse al monte....

El azul le sienta bien a Rajoy
Y en esta pre-campaña pro-elecciones, ahí está otro líder  -el de Podemos-- que ha buscado alianza con Izquierda Unida, o sea, la formación de un otro líder más, el sensato y bien visto Alberto Garzón, mientras  el referido Pablo Iglesias, ya parece  verse de presidente del nuevo  Gobierno   español. De ahí que diga, que su mano está tendida a Pedro Sánchez, siempre para echar de la Moncloa a Rajoy. Objetivo principal de unos y otros, sobre todo, por lo mal que la ha venido haciendo o rei da mentira.
Sin embargo no hay que olvidar que Pablo Iglesias, que dice que sus antepasados eran socialistas y de esa raíz procede él, no tuvo la honradez suficiente en su día para  abstenerse en la votación que pretendía  que Pedro Sánchez  llegase a la Moncloa. Bastaba conque  Podemos su hubiese abstenido, pero no lo hizo. Y Mariano Rajoy, aunque sea en funciones, sigue en como presidente gracias a Pablo Iglesias. Y Pablo Iglesias quiere que Pedro Sánchez le  ayude a echar de la Moncloa a Rajoy.¿No será mucho pedir por parte de quien no ha dado nada...?

Asi las cosas, Pedro Sánchez, que es líder  estimado y  valorado, según los baremos  que lanzan campanas  a volar a diario, quedaría   detrás del Pepé y de Podemos-IU, es decir,en tercer lugar. Y encima se reconoce que en el ambiente socialista hay cierta frialdad para acudir a votar y arrasar, como podía ser posible. Históricamente, los Socialistas siempre han tenido mayor porcentaje de votos, tanto por su quehacer como por su doctrina social.  En esta aspecto, la derecha--digo Pepé-- siempre se ha limitado a seguir en la corriente, dejándose llevar. Los otros, por lo menos hasta ahora, nunca  han llegado a ocupar   el Gobierno de España.
Esta secuencia refleja del desdén de Rajoy a Pedro Sánchez, no solo no dándole le mano, sino mirando para otro lado. ¿Extraña pues que ahora  la mayoría de los votantes se opongan  a que los socialistas  faciliten la investidura de Rajoy?
 Y así estamos. Algunos  esperando que se  cambié la Constitución, para que no venga ningún Gabino de Lorenzo e igual  que  ordenó  que se retirara la bandera tricolor de una esquina del Ayuntamiento de Langreo nos  obligue a retirar de nuestra solapa la insignia de esa bandera. Y si se cambiara la Constitución la bandera  republicana  podría lucirse sin riesgo a que siga habiendo  quien mire mal a los que la defienden.







UN GRAN LÍO POLITICO

Pedro Sánchez, quien ha dado la cara
   
Estamos viviendo un tiempo climáticamente frío y revuelto y, políticamente, caliente y  ahogante. Quien más y quien menos sabe cómo están las cosas. Y cuál fue el resultado de las pasadas Elecciones. Rajoy, que aunque sacase mayoría, precisaba el apoyo de los demás, que no le dieron ni le dan, por su prepotencia en actuar --él y todo su grupo--  en el Congreso y ante los distintos grupos, de los que se burlaba por su mayoría absoluta, necesitaba ahora el apoyo de otros, que no le dieron. Y hablan de   "Una Gran Coalición" entre el Pepé y el PSOE, que desde luego no debiera ser nunca por el antagonismo de ambas formaciones, tan distintas en hacer y pensar.
Albert  Rivera, discutido, pero entero

De modo que cabía que,ante eso, otras formaciones se aliasen --o coaligasen-- y formasen un grupo para gobernar este pais  llamado España  --cuyos poderes fácticos siempre  están dispuestos a dar al traste con aquello que no les cuadre de ningún modo...--.Ciudadanos, con un líder, Albert Rivera, tildado de derechista, y PSOE, con otro líder considerado no muy de izquierdas, como hay quien  dice que es Pedro Sánchez, pero que no está dispuesto a pactar con  Rajoy bajo ningún concepto, se entienden y fusionan en principio de acuerdos. Pero entre ambas formaciones no logran los diputados suficientes...

Pablo Iglesias, la estela detrás
Y en esto, y al quite mostrando una luminaria  que promete,--al menos, detrás siempre muestra una estela  rara--pero que recula; que blasona, pero que se juzga única y rechaza a otros, viene o está  "Podemos", con su líder decadente  cada vez más, Pablo Iglesias, que no acaba de entender que la izquierda en España la conforman varios grupos, mientras la derecha, más unida y más interesada en el poder, es un solo grupo más  homogéneo  y menos dispuesto a no acudir a las urnas, como la izquierda, por lo cual y ante la última  salida de Pablo Iglesias de consultar a las bases, en las próximas elecciones, nuevamente volverá el Pepé a salir vencedor, mientras "Podemos" perderá adeptos ante la actitud mostrada por su líder.

Desde luego, el gran lío político actual, viene de que no haya habido un partido con los votos suficientes para   gobernar España. Y quien  --a vista de los más simples en entender las cosas-- resulta el culpable de que no haya ya un Gobierno constituido,  es Pablo Iglesias, que no acaba de ceder un poco de su ambición, lo que no será fácil que lo haga, pues, si de una parte detesta a Albert Rivera, de otra, aunque no lo haya manifestado tanto, desea que el PSOE sea barrido del mapa en su  propio beneficio.

Mariano Rajoy, esperando,sin dar la cara.
 O sea, de no haber un acuerdo de la noche a la mañana, que parece que no ha de haberlo, habrá nuevas elecciones. El Pepé volverá  a ganar. Tal vez  mejoren algo  Ciudadanos y PSOE y  "Podemos" ha de perder  u obtener monos votos que  ahora tiene.Y ya puestos, tal vez mejore --y nos alegraríamos por su líder--Izquierda Unida. Resumiendo, estamos asistiendo a un gran lío político, que políticos son  los hombres--y mujeres, por supuesto-- y, hombres y mujeres, son los que --por lo que parece-- resultan corruptos o causantes de esa gran corrupción que en  España tanto abunda, tanto les desprestigia, y tanto dejan qué desear... Por supuesto, contando con  las excepciones y los presuntos...Por si las mocas.